Datos personales

Mi foto
ermigiru@gmail.com

martes, 11 de julio de 2017

Nacida el 4 de julio



  Qué certera esa frase que dice que el hombre, en la vejez, no es que vuelva a la infancia, es que no la ha dejado nunca. Lo que pasa es que, aunque sea también una idea manida, los juguetes salen mucho más caros. He estado ahorrando más de una año y me he comprado una nueva bicicleta de montaña. Carbono, ruedas más grandes, más ligera, preciosa, carísima. ¿Hacen estas cosas secundarias más felices a las personas? A mí desde luego que sí. Salgo a rodar por el campo y me siento feliz, pletórico. Eso sí, me ha destrozado un poco la economía porque el sábado, del chaparrón enorme que me cayó, el móvil se estropeó y me he tenido que comprar otro: economía afectada pero… en tres años –lo que me ha durado el anterior- la tecnología ha cambiado una infinidad para bien. El móvil es ahora, en este futuro, una máquina en la que todavía no nos hemos dado cuenta lo que tenemos entre las manos: una cámara, un video, un correo, un navegador con gps, un ordenador, una brújula, una biblioteca, toda la música, los contactos y la comunicación con amistades y familia, una tienda gigante, toda la prensa…, y un ¡teléfono! Creo que solo le falta un mechero para el fuego y una navaja para hacerse un bocadillo.

No hay comentarios: